(...) No puedo elegir, me quedo aquí,
entre olas verdes y montañas azules

(Kirmen Uribe)

viernes, 29 de julio de 2011

Queridos míos:


Los últimos días os estoy prestando mucha atención, si, os habéis dado cuenta. Es evidente que hasta hace unos días no os hacía ni caso, la verdad, y por eso entiendo que ahora estéis con la mosca detras de la oreja. En realidad nunca me habéis causado problemas serios, por eso os he tenido ahí un poco dejados. Y la última semana os miro, os observo, os dedico tiempo, estoy pendiente de vuestras reacciones y cada noche os doy un ratito de mimos. Igual que por las mañanas, antes de salir de casa, ahora, también hay un momento sólo para vosotros.
No os quiero asustar, pero tampoco os voy a engañar...nos esperan unos días increibles, pero también durillos. Ese es el motivo por el que os doy dos masajitos al día con esa fórmula noruega que huele a menta, es el motivo por el que cada día probamos un tipo de calcetín y por el que pasáis tantas horas con esas botas verdes...son chulas ¿verdad?...yo creo que os van a ir muy bien, os habéis acoplado de maravilla. Lo único que me preocupa es que llueva mucho. Para eso serían mejores las viejas chirucas. Decidiremos juntos a última hora. Será lo mejor.
Por eso otro..., ya sabéis, eso que no quiero ni nombrar, no os teneis que preocupar, creo que lo podremos evitar, y en el caso de que nos encontremos con ello, sé lo que hay que hacer, he curado muchas...ya sabéis, de eso...Vamos preparados, no tenéis que darle más importancia, no les tenemos miedo.
Pues nada muchachos, que nos vamos al Camino de Santiago....¡por fin! Ya está casi todo listo, ya tenemos credencial, y vosotros os vais a portar como unos campeones...las ampollas (ups!!, lo he dicho) se curan, no hay problema, y mientras andamos y curamos ampollas, curaremos más cosas, secaremos las "otras" ampollas que ahora me molestan cada vez que doy un paso y disfrutaremos de la experiencia personal e intransferible que es el Camino...Mis queridos pies, en vos confío.

5 comentarios:

  1. Suerte para esos sufridos pies.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. disfrutar del camino!
    ULTREIA!

    ResponderEliminar
  3. Gracias a los tres. Salimos en un ratito, así que ya os contaré. Besos.

    ResponderEliminar
  4. Bueno, Maite:
    ¡A ver si te tengo que poner falta!
    Salu2.

    ResponderEliminar